Nexo Noticias

Comunicado de Sedapar sobre incidentes de hoy

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

La empresa Sedapar informó que esta mañana personas que serían pobladores del asentamiento humano “Villa Confraternidad, sector Canteras”, causaron desmanes en la sede central de la empresa, rompieron las rejas e ingresaron violentamente para exigir que se deje sin efecto el corte de una conexión clandestina de 4 pulgadas, ejecutado el pasado lunes 12 de abril.

Este empalme ilícito, abastecía de agua potable a 420 propiedades, fue detectado el año 2017, desde entonces, SEDAPAR les ha dado las facilidades para la regularización del servicio, el dirigente Vladimiro Sucapuca Quinto, el jueves 15 de abril, sostuvo una reunión con el ingeniero Carlos Monje Vera, Gerente de Servicios al Cliente, al término de la misma se comprometió a:

  • Traer una copia del expediente técnico por el cual solicitaban el servicio.
  • Al pago de la deuda de 100 mil 507 soles por concepto de recupero y perjuicio económico anual a SEDAPAR.
  • A la compra de bonos para ser proveídos de agua potable por medio de cisternas.

A la fecha, no ha cumplido con ninguno de los compromisos asumidos, cabe precisar que los pobladores de “Villa Confraternidad – sector Canteras”, nunca se han quedado sin el servicio de agua potable, ellos cuentan con una pileta pública debida y legalmente contratada con SEDAPAR.

Hoy, no obstante los desmanes causados, después de haber sido desalojados por efectivos de la policía nacional, los dirigentes fueron recibidos por funcionarios de la empresa de saneamiento, en la cita, de forma clara y transparente, se les informó que no es posible acceder a su demanda de dejar sin efecto el corte de la conexión clandestina porque incurrirían en un acto ilegal, en cambio, les solicitaron trabajar alternativas para encontrar una solución rápida y consensuada, el regidor Rusbel Gutierrez Canaza, comprometió la participación de la municipalidad de Alto Selva Alegre.

Al finalizar la reunión, el señor dirigente Vladimiro Sucapuca Quinto, reconoció la existencia de la conexión clandestina, en nombre de sus asociados asumió el compromiso de cancelar la deuda por recupero y perjuicio económico e igualmente expreso sus disculpas por los excesos verbales contra los funcionarios y los desmanes ocasionados a las instalaciones de la empresa.