Nexo Noticias

Pobladores realizan proyecto de reforestación

IMG-20210314-WA0036.jpg
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Con la intención de brindar un panorama ambientalmente saludable y acogedor para los visitantes que llegan a Catas en el distrito de Punta de Bombón, se mejoró el ornato y las áreas verdes de la plaza y el acceso principal a este acogedor lugar ubicado en el litoral sur.

Las hermanas Karla y Fiorella Alarcón Almonte, vecinas de la zona, hicieron posible este mejoramiento a través de la propuesta que presentaron al concurso de proyectos “Participemos 2019” que impulsa el Proyecto Minero Tía María (PMTM) desde el 2017 en la provincia de Islay.

“Deseamos mejorar las áreas verdes de nuestro anexo en Catas. Contamos con agradable clima y excelentes lugares para disfrutarlo con la familia. Agradecemos a Tía María por apoyarnos a mejorar el ornato con flores, plantas y arbolitos que nos comprometemos a cuidarlos”, comentó Karla Alarcón Almonte.

Agregó que, en contrapartida, ellas asumen la mano de obra para preparar el terreno, abrir los hoyos, aplicar el compost y biol, y se encargarán del mantenimiento de las áreas verdes.

ENTREGAN INSUMOS
Las líderes recibieron del PMTM, como ‘capital semilla’ 280 unidades de mioporos, 100 margaritas color lila, 100 margaritas blancas, tres unidades de biolfos algae, 20 unidades de grass natural (americano), 280 unidades de tutor de cañabrava, entre otros.

Más de 150 pobladores del anexo de Catas se beneficiarán de esta iniciativa que, además, plantea crear conciencia ambiental sobre el cuidado de las plantas ornamentales que serán sembradas por los pobladores que se han comprometido a participar en el proyecto. El objetivo es mejorar la imagen del lugar donde residen y ofrecer una vista ecológica que, una vez que se supere la crisis sanitaria, esperan aprovechar para dinamizar la actividad turística en la zona.

Catas se ubica en la desembocadura del río Tambo, en el distrito Punta de Bombón. Hasta 1868, el pueblo y su balneario fue uno de los más florecientes del valle, pero un terremoto, seguido de un maremoto, lo destruyó.